Foto Plaza 24 de Septiembre. Flickr

A Santa Cruz de la Sierra se le conoce como epicentro comercial de Bolivia por la fuerte actividad productiva que concentra, sin embargo, culturalmente hablando es una joya pues atesora indiscutibles huellas de la España colonial siendo su mayor referente la Plaza 24 de Septiembre.

Ubicada en el centro histórico de la ciudad cruceña, el lugar atrae a viajeros de diferentes puntos del orbe fascinados por las gamas de un paisaje inolvidable matizado por la exquisitez de la arquitectura y el seductor verde de los árboles que la resguardan.

Foto Plaza 24 de Septiembre

Un paseo en forma cuadrangular constituye el núcleo de las construcciones, entre las que sobresale la Catedral Metropolitana Basílica de San Lorenzo con el típico naranja de sus ladrillos encumbrado por los estilos ecléctico y barroco.

Foto Catedral Metropolitana Basílica de San Lorenzo

Resguardadas por los secretos del viento, palomas blancas y negras revolotean en el centro de la plaza y parecen inmutables ante el paso de miles de transeúntes, como si estuvieran allí desde hace siglos, casi inamovibles.

Las casas de Gobierno y de Cultura, y el Museo de la Independencia confieren al entorno un atractivo especial al constituir testimonio vivo de interesantes capítulos de la historia nacional.

Foto Casa de Gobierno

La Plaza 24 de Septiembre recibió su nombre en honor de la fecha del levantamiento protagonizado por los independentistas de Santa Cruz y en su núcleo cobija un monumento en honor al argentino Ignacio Warnes, uno de los héroes de la gesta de 1810.+

Foto Estatua de Ignacio Warnes